No tienes el derecho de hacer lo que te gusta

La meta más grande para muchas personas, incluyéndome a mí, es llegar al punto de hacer algo que nos emocione todos los días y que nos genere dinero al mismo tiempo.

Pero esto no se logra automáticamente.

No puedes hacer lo que te gusta el día entero y simplemente esperar que el dinero caiga de la nada.

Tenemos que aprender a generar ingresos y esto lo lograremos cuando entendamos cómo resolver problemas a los demás.

Lo queremos todo fácil

Ok, te diste cuenta que no quieres ser parte del sistema. Genial. Ahora tienes toda la intención de ser independiente.

De pronto te das cuenta que tienes poco conocimiento de las herramientas para descubrir lo que puedes ofrecer al mercado para crear tus propios ingresos.

Lo primero que haces es pedir ayuda en la web.

Sin embargo, te encuentras con toda esa gente que te dice «vive del internet», cómo si fuera la solución mágica. Te hacen creer que con sólo tener una página web todos tus problemas estarán resueltos.

Luego oyes sobre los «ingresos pasivos» y que te estará cayendo todo el dinero del mundo cada vez que roncas –perdón, quise decir, cuando duermes.

¿No es así?

El gran problema que veo con nuestra generación que nació con el internet, es que creemos que todo es fácil.

Que con el simple hecho de decir que eres independiente, ya la hiciste. Creemos que nos deben pagar sólo por ser buenos en algo.

Déjame decirte la cruda realidad: no tienes el derecho a vivir de lo que te gusta.

Nadie, ni tú ni yo, merece todo en la vida por el simple hecho de quererlo.

No sólo porque te guste algo significa que te van a estar aventando dinero para que puedas vivir por tu cuenta.

Por eso debes preguntarte: ¿qué has hecho por los demás, para tener el derecho de hacer algo lo que te gusta y recibir dinero a cambio?

Acción, reacción. Así es como funciona.

Si quieres crearte una vida independiente, tienes que salir al mundo a crear valor para los demás y así generar ingresos.

Tienes que ser bueno en hacer cosas que los demás no quieran o no puedan hacer.

Si eres afortunado, esa solución que des puede ser algo que te guste hacer.

Existen dos maneras principales en la que puedes crear una vida a partir de lo que te gusta:

  • Vuélvete apasionado de un problema. Sé bueno resolviendo ese problema. Cuando eres bueno en algo que te genera dinero, se puede convertir en algo que te apasione.
  • Vuélvete apasionado en un tema. Sé muy bueno en ello. Encuentra una manera de resolver un problema de este tema a alguien que esté dispuesto a pagarte.

Cualquier cosa extra es una excepción, es más difícil lograr o es pura suerte.

Si ganaste la lotería, fue algo difícil de lograr pero no sería bueno estar recomendando jugar la lotería para vivir de eso, ¿verdad?

Y no queremos trabajar

Los que no hace falta para vivir de lo que nos gusta es que no estamos dispuestos a resolver problemas.

Queremos ganar dinero sin hacer mucho y de forma automática.

Por eso seguiremos viendo en las redes las promesas de crear dinero sin mover un dedo.

Pero, espera… ¿crear dinero? Eso es ilegal. Sólo los gobiernos pueden hacer eso. Lo que haces, en cambio, es ganar dinero.

Alguien más tiene tu dinero, sólo debes resolverle un problema para que te lo dé.

Como se dice mucho: el tiempo es dinero. Y las personas darán su dinero si existe algo que les ayude a tener más tiempo.

Así que mientras te enfoques en resolver problemas, tendrás el derecho de pedir dinero a cambio.

Eventualmente llegarás a un punto donde estarás emocionado por lo que haces cada día.

¿Te gustó el artículo? Si quieres aprender de mis experiencias (tanto buenas como malas), te caerán muy bien los artículos que estoy publicando cada semana:
Gracias, ya quedo registrado tu correo.
¡Oops! Intenta otra vez...
< Lee más artículos